Malbec, preludios de tangos y cuecas

Comments 5 Estándar

UVAMALBEC
Es originaria de Francia, de Quercy, Cahors, en el sudoeste del Hexágono, y su nombre se lo debe a Monsieur Malbeck, pero su mayor prestigio lo alcanza en Argentina, más concretamente en Mendoza.

Hay enigmas indescifrables. La Malbec, hija adoptiva predilecta de la Cordillera de los Andes, francesa de nacimiento, se encumbra en Argentina, pero la delgada línea de las fronteras le concede un espacio privilegiado a su competidor por excelencia, Chile.

Es como si a los elegantes tangos argentinos le saliera el desafío de la folclórica cueca chilena, en un club latinoamericano de elegidos.

Sin rubor, reputados expertos e invitados asisten con fruición a las veladas de Malbec en París, en la sede de la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV). Allí supe de Hervé Joyaux-Fabre, un enólogo francés afincado en Mendoza hace más de 20 años.

Joyaux-Fabre es categórico en sus valoraciones: no hay mejor Malbec en el mundo que el mendocino. Sin embargo, la globalización también ha servido para que conozcamos más de los ensamblajes y de los experimentos en diversos dominios.

El vino no escapa a esas tendencias, como tampoco la elitista champaña. La bebida espumosa por antonomasia es francesa aunque la exclusividad, si bien permanece intacta, comienza a sentir el asedio de otros terroir que buscan semejanzas absolutas.

Chile, que tiene la paternidad postiza de la cepa Carménere, redescubierta en sus territorios hace apenas 21 años y casi desaparecida en Francia, reclama de forma atemperada cierto protagonismo con la Malbec.
SANROSENDO
Sin embargo, cada historia tiene sus intríngulis y resulta que el señor Malbeck era de origen húngaro y al afincarse en Francia fue bautizado como Mal Bec (que significa pico áspero) por el sabor de la uva, cuentan las leyendas.

En realidad se le conoció a la cepa como Auxerrois Cót en el Valle del Loira por los años 1700 hasta que en 1862 llegó la filoxera y acabó con los viñedos galos. Se replantó la Malbec en Cahors, pero desapareció definitivamente de Burdeos.

-REVUELO EN CHILE-
MALBECHILE
Acaba de resurgir en Chile con el hallazgo de cultivos en viñedos de más de 140 años de existencia.

El ingeniero agrónomo y gerente general de la firma AndesWines, Max Morales, me explica que se trata de una investigación de largo aliento que arrojó la existencia de Malbec en San Rosendo, región del Bio Bio, en la zona central de Chile.

Los primeros indicios del hallazgo se dieron hace tres años cuando se detectaron siete hectáreas de viñedos de la cepa Malbec en San Rosendo y a partir de entonces surgió la idea de impulsar un proyecto de innovación social.

Para el historiador argentino Pablo Lacoste sus estudios concluyeron que la cepa del Malbec llegó a Chile en el 1840, para luego ser llevada a Mendoza, Argentina, en 1853.

El ingeniero Morales dibuja su labor en estos momentos en un programa con un alto componente vitivinícola, turístico y de reconversión forestal hacia el rubro de la bebida de los dioses.

Así me comenta que la importancia de este descubrimiento radica en que los viñedos se encontraban en franco abandono, perdiendo competitividad a tal nivel que los compradores ofrecían poco más de 10 centavos de dólar por el kilo.

El suceso convocó a reconocidos enólogos como Francois Massoc de Bodega Clos de Fous; Juan Ledesma, de Terroir Sonoro y el agrónomo Claudio Contreras de Viña Tinto de Rulo, quienes comenzaron a embotellar vinos con uva Malbec de San Rosendo, nada menos que a 20 dólares la botella.

Morales argumenta que la gran versatilidad de la cepa en Chile ha disparado su producción. Ya se encontraron antiguos viñedos en el elegante Valle de Colchagua y ahora en la región del Bio Bio, a más de 500 kilómetros al sur de Santiago.

De esta forma se categorizan segmentos de Malbec costero, valle central y pre-cordillera, cuyas condiciones agro-climáticas son drásticamente diferentes a las que se encuentran en Argentina, considera el experto.

Chile es el cuarto productor y exportador mundial de vinos en estos momentos.
RUTINI
Pero lo cierto es que la Malbec introducida en Argentina por Michel Aimeé Pouget en 1852, es la cepa insignia que se presta para un maridaje ideal con las carnes rojas, otra especialidad de la casa rioplatense. Veremos como sigue el duelo entre vecinos.

Anuncios

5 comentarios en “Malbec, preludios de tangos y cuecas

    • Presumo que su comentario es sincero, porque nos conocemos, ja ja. Me alegran mucho sus éxitos. Esperemos que algún día yo pueda acercarme a esos aires de negocios.

  1. Pingback: Prensa de Malbec de San Rosendo, Malbec Centenario | Andes Wines Communications - Marketing de Vinos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s